Una sentencia negó a principios de 2007 que estas antenas causen problemas de salud

Cuatro vecinos de Algemesí presentaron una demanda contra las operadoras de telefonía móvil al considerarse perjudicados.

La batalla entre las antenas de telefonía móvil y los ciudadanos se has convertido en el cuento de nunca acabar. Son muchos los vecinos que, en una u otra ocasión, han denunciado sentirse perjudicados por la instalación de estas antenas cerca de sus casas.

Sin ir más lejos cuatro vecinos de Algemesí presentaron una demanda contra las compañías operadoras de telefonía móvil al considerar que las antenas les habían causado diversos problemas de salud como síndromes ansiosos depresivos, mareos, cefaleas e insomnio, entre otras. Esta situación, según los demandantes, incluso les obligó a cambiar de residencia. […]

Més en Las Provincias.